ASCENSION – El Padre José Guadalupe se despide de la Parroquia

0
214

Tras 7 años de intensa y fecunda labor evangelizadora, el Padre José Guadalupe, dejará sus funciones al frente de la Parroquia “Ascensión del Señor” en manos del Padre Emmanuel en el marco de una misa de traspaso que se realizará el domingo 15 de marzo a las 11 hs. con la presencia del Obispo de la Diócesis de San Nicolás Monseñor Héctor Cardelli. Posteriormente tendrá lugar un almuerzo cuyas tarjetas se pueden reservar con anticipación.

En declaraciones efectuadas en su programa radial “Kairoz Tiempo de Dios”, que se emite los sábados por FM Encuentro 103.1, el Padre José Guadalupe, señaló: “me quedaré un tiempo más en Ascensión ayudando y poniendo mi cuota de trabajo en el Hogar de Ancianos. Pero para mí son muchos sentimientos porque en estos 7 años he cosechado muchas amistades y en estos 4 años que tengo como párroco se ha hecho mucho a nivel espiritual y en cuanto a la estructura del templo con los salones parroquiales y demás.

“Es un tiempo raro porque estoy y no estoy y me queda el cariño de muchísima gente y de todo lo que el Señor me ha permitido vivir en la Parroquia. Me llevo excelente recuerdos y muy lindos momentos, mas allá de que también hubo pruebas exigentes que me hicieron aprender a crecer. Me llevo un excelente recuerdo de Ascensión y obviamente van a estar en mi corazón siempre”, expresó el sacerdote.

Al tiempo que solicitó a la comunidad que “así como me han recibido a mí que reciban al Padre Emmanuel, a quien si le dan la mitad de lo que me han dado a mí, no dudo que se va a sentir sumamente dichoso. Siempre he recibido lo mejor de la gente de Ascensión, al igual que la gente de Tiburcio, Agustina y La Angelita que me han demostrado cariño y siempre me han acompañado en todo”.

“Me llevo los mejores recuerdos, cosas muy gratas que he vivido aquí y gente maravillosa que me ha acompañado en todo momento. No tengo más que palabras de agradecimiento a los grupos parroquiales, catequistas, grupo Ain Karem, Caritas, la radio, San Camilo, Divina Misericordia, entre otros grupos que funcionan. Al igual que le gente en la calle que me saluda y me muestra su cariño. Solamente palabras de agradecimiento para todos”, remarcó el sacerdote.

Y concluyó expresando: “me voy con tristeza porque soy una persona de querencia y me cuesta desprenderme de los lazos. Pero me llevo el mejor de los recuerdos y pienso que es una bendición de Dios en mi vida el poder haber estado en Ascensión. Lo digo sinceramente, lo siento así y pienso que ha sido una preparación de Dios para otra misión que me tenga preparada pero en la que van a estar todos los ascensionenses en mi corazón, en mis oraciones y en cada Eucaristía”.